Qué hacer después de una entrevista de trabajo, en 5 puntos

Sigue estos 5 pasos después de una entrevista de trabajo.

Pasos que puedes dar después de una entrevista de trabajo

Si has hecho hace poco una entrevista de trabajo, seguro que al salir de tu encuentro con el responsable de recursos humanos has pensado ‘¿y ahora, qué?’. La mayoría de nosotros no sabemos si podemos hacer algo más para mejorar nuestras posibilidades de conseguir el empleo, por lo que es importante que conozcamos los 6 pasos fundamentales que todo aspirante debe hacer después de una entrevista de trabajo.

Cuando acabe la entrevista de trabajo, el responsable de recursos humanos te informará sobre todas las fases del proceso de selección. Es el momento oportuno de que preguntes todas tus dudas sobre las fechas aproximadas de cada fase que deberás pasar si sigues seleccionado. También es recomendable que preguntes si puedes contactar con ellos para informarte sobre el estado de tu candidatura. Si obtienes su beneplácito, es hora de que lleves a cabo los siguientes pasos.

1.-Analiza cómo ha ido la entrevista

Nada más llegar a casa, relájate y dedica un tiempo a pensar en todos los pormenores de la entrevista. Tanto tus reacciones como las del entrevistador te ayudarán a saber más de tus puntos fuertes en estos procesos.

2.-Envía un mail de agradecimiento

Se trata de algo poco habitual, pero esta muestra de cortesía te ayudará a diferenciarte frente al resto de candidatos. Hazlo al día siguiente de la entrevista, y aprovecha para mostrar tu agradecimiento por el trato recibido y tu creciente interés por el puesto, gracias a todo  lo que has descubierto en la entrevista.  Ten cuidado a la hora de redactar el mail, y procura que sea un mensaje directo y sencillo.

3.-Contactar en las redes sociales

Muchos candidatos se preguntan si es oportuno enviar una invitación de LinkedIn a su entrevistador. La verdad es que es recomendable, siempre que detalles bien tu invitación y te asegures de que tu perfil en la red social está perfecto.

4.-Interesarte por el proceso

Espera unos días, y envía un mail para saber en qué punto está el proceso de selección, pero no hagas más contactos. Mostrarte demasiado insistente no ayudará a que te vean con buenos ojos como candidato.

5.-No te preocupes por el tiempo

Muchos candidatos se ponen nerviosos al ver que pasan los días y no saben nada de su candidatura. Esto no tiene porqué significar nada malo. Hay infinidad de motivos que pueden retrasar los plazos de una selección de personal, y que no tienen nada que ver con las características de un candidato determinado.